Teléfono de Google

Faltan pocas horas para que la nueva apuesta tecnológica de Google vea la luz. Y la expectación en el mercado no puede ser mayor. La compañía ha convocado a los medios mañana a un acto donde el protagonista será un teléfono móvil con marca Google. Su nombre: Nexus One.

La empresa lo venderá inicialmente sólo en EE UU, aunque el terminal -que costará 530 dólares, según la web Gizmodo- está abierto para usarlo en cualquier sitio y con cualquier operadora. “Será un lanzamiento muy limitado; en principio habrá pocos terminales”, confirman a CincoDías fuentes de la industria, que añaden que, “el terminal lo podrá comprar cualquier persona. Eso sí, siempre que cuente con una dirección de entrega en EE UU”.

Google comercializará, además, el Nexus One directamente a través de su página web, sin aliarse con ningún operador, pese a haber estado haciendo pruebas con el terminal con T-Mobile. Desde el sector se asegura que con este movimiento Google, además de retar a Apple y su imparable iPhone, consigue superar la barrera de los operadores. “La compañía quiere hacer el mercado del móvil más libre”, dicen.
Enrique Dans, profesor del Instituto de Empresa, explica que la jugada de Google es entrar seriamente en el mercado de las telecomunicaciones con una oferta completa. Asegura que la compañía “ya es un importantísimo jugador” en este terreno: posee una amplia red de fibra óptica; ha adquirido Gizmo5, una aplicación de VoIP; tiene Google Voice, que le permite ofrecer servicios de voz sofisticados que borran la frontera entre la voz y la web, y un sistema operativo, Android, adoptado por un importante número de fabricantes. “Pero, ahora, controlando el teléfono puede juntar una gran cantidad de estas piezas en forma de prestaciones directas al cliente final, lo que le permitirá ensayar nuevos servicios de manera privilegiada”.
Dans añade que este control hará posible que Google reduzca a la operadora a un papel de mera commodity. “Puedo tener mi terminal y una serie de tarjetas en función de mis intereses, que manejo de forma integrada a través de Google Voice. Si llego a otro país, adquiero una tarjeta nueva y redirijo mis llamadas de forma inmediata. Para Google, esto significa superar de un plumazo todas las limitaciones que le planteaban las operadoras convencionales y los fabricantes clásicos de móviles que tenían con éstas una relación servil. La jugada es perfectamente lógica”.

Con el Nexus One, fabricado en cooperación con la taiwanesa HTC y que será, según algunos blogs más fino y ligero que el iPhone, Google lanza también un órdago a Apple. Y es que ambas firmas, están preparando el ring para un combate duro que se avecina para 2010 en el terreno de los nuevos equipos informáticos móviles. De hecho, la propia Apple planea lanzar a finales del este mes un tablet PC móvil (Apple iSlate), según distintas fuentes. “Hay mucho campo para jugar, pero todas las empresas quieren posicionarse como la puerta de entrada a la última generación de servicios de internet”, tal y como dijo recientemente a Financial Times Ashok Kumar, analista de Northeast Securities.
Lo que está claro es que Apple y Google han pasado en poco tiempo de ser aliados (compartían hasta directivos en sus consejos y luchaban contra un rival común, Microsoft) a rivales.

El lanzamiento de Android, del navegador Chrome y el anuncio del sistema operativo Chrome OS desataron la rivalidad. Ahora el móvil echa más leña al fuego.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: